LOS ASPECTOS en Astrología

Primer taller: El YOD

Este es un aspecto formado por dos planetas conectados por Sextil (60º) y ambos a su vez en conexión por quincuncio (150º) a un tercero, llamado planeta «ápex», que representa un principio altamente significativo que requiere un enfoque de expresión con más propósito antes de que este patrón pueda desencadenarse activamente en algún momento de la vida. Al igual que en la T-cuadrada este planeta se convierte en el ápice o foco de atención del aspecto, que puede tomar años en concientizarse debido a la sutileza de la conexión energética. Aún así puede explicar importantes tensiones en nuestro desarrollo emocional y físico.

En este taller también hablaremos del actual retrógrado de Venus, que como se indica en la primera parte de esta serie, se estacionó retrógrado mientras estaba en conjunción con Plutón en Capricornio el 19 de diciembre de 2021. Las estaciones retrógradas de Venus ocurren en el mismo signo que Plutón varias veces por siglo. Por ejemplo, en el siglo XX, sucedió en 1986 en Escorpio, en 1967 en Virgo, y luego tres veces en Cáncer: 1916, 1924 y 1932. (1) Pero la conjunción exacta Venus-Plutón de esta última estación retrógrada, emparejada con la estación directa de Venus en la conjunción de Plutón a 13°33′ a 12°18′ el 31 de enero de 2014, marcan una cercanía entre los dos planetas sin precedentes en la era moderna. En otras palabras, Venus nunca ha hecho estaciones retrógradas o directas a una distancia tan cercana a Plutón en la era moderna, y entre 2014 y 2022 las hemos tenido en sucesión.

Este taller se impartirá el sábado 5 de Febrero a las 18 hs de España.

Para apuntarse a este taller, ir a: https://www.astrologiaarquetipica.com/inicio-2/

o escribir a: samdelasnieves@gmail.com

Ciclo de talleres Online: Los Aspectos

¡Empezamos los talleres del año!

Los aspectos tejen patrones de energía poderosos y con propósito,  que conectan las muchas partes de la carta. Trazan un montaje altamente complejo y  ciertamente no duplicado de campos de fuerza diseñados para promover la individualidad de cada psique humana en desarrollo. Sin embargo, por muy importantes que sean los aspectos, muy pocos estudiantes de astrología parecen tener una comprensión clara de los principios fundamentales que subyacen a cada uno de los aspectos. Con años de lenguaje equivocado sobre si un aspecto es “malo” o “bueno”, es difícil comprender que nos dicen estas confabulaciones geométricas que describen fielmente los talentos, las luchas que se manifiestan en nuestra psique, como también nuestras luchas cotidianas por encontrar un balance en nuestro interior. En estos talleres veremos algunos de estos aspectos, a forma de introducción al juego energético que se traen. 

Partiendo de la base que todos los aspectos ocurren dentro de los 360º de la circunferencia que es la carta astral, veremos como se interrelacionan los planetas  cuando están conectados en diferentes angularidades. 

Este será el primer grupo de talleres y comenzamos con un aspecto poco común como el Yod, seguiremos con uno muy común como la T-cuadrada y concluiremos el ciclo con una conjunción por tránsito como será la de Jupiter-Neptuno en Abril 2022, algo que para los que estamos vivos en el planeta en este momento, nunca ha ocurrido ni volverá a ocurrir desde ese mismo signo.

EL YOD, sábado 5 de febrero 6PM hora España

El poco común Yod, reúne tres planetas, dos de ellos en un sextil (60º) y un tercer en quincuncios (150º)a los otros dos. Esta particular angularidad no tan común como la cuadratura o la t-cuadrada, de una manera menos obvia que estas dos anteriores, nos significa o nos trae temas difíciles de manejar en nuestra psique. Verdaderos dilemas que vividos sin consciencia, pueden simplemente significar la inhabilidad de adaptarse o corregir ciertos aspectos de nuestra vida o en su forma más positiva, despertar habilidades creativas que pueden luego ser empleadas en otros aspectos de nuestra vida. 

Este aspecto, llamado el Dedo de Dios, nos propone descubrir nuestros talentos ocultos y buscar formas de expresarnos que nos permitan crecer y evolucionar. En este taller desmenuzaremos el significado de este aspecto poco común y como en el caso de la T-cuadrada miraremos las variadas configuraciones analizando las diferentes posibilidades de los planetas envueltos en él.

LA T-CUADRADA, sábado 19 de febrero 6PM hora en España

Casi la mitad de la población tiene una T-cuadrada en su carta natal. Este aspecto formado por dos planetas en oposición y un tercero formando ángulos rectos a los dos primeros, representa un verdadero desafío en las vidas de nosotros los mortales. Un profundo entendimiento de la misma y sus connotaciones ayuda a manejarla o vivirla de una manera más positiva. El tercer planeta, nos da una pista importante sobre un principio muy dinámico en la vida del individuo que normalmente tiene problemas con integrar, en el proceso de tomar conciencia sobre qué le dicen los otros dos planetas en oposición. Estos procesos si se viven sin consciencia pueden causar desarmonía o desequilibrio interno, a veces con dolorosas consecuencias. En este taller analizaremos este aspecto en todas sus posibles variaciones.

LA CONJUNCIÓN JUPITER-NEPTUNO 2022, 5 de marzo 6PM hora en España

Esta importante conjunción entre estos dos planetas en el signo de Piscis que ambos rigen, es realmente un evento cósmico único, que sólo ocurrirá esta vez, para todos los que estamos vivos sobre este planeta en la actualidad. Para que vuelva a ocurrir deben pasar 165 años, por tanto nadie volverá a vivir tal evento cósmico, ni lo hemos vivido antes, ya que la última vez que estos dos planetas se encontraron en Piscis fue en 1856. Miraremos el recorrido y significado de estos dos planetas y también los eventos tanto personales como globales que ocurren cuando estos dos Dioses se alinean en el Cielo. Es sin duda, el aspecto más importante del 2022.

Duración: 2 horas apróximadamente

Por Zoom, se entrega grabación.

Para inscripciones -Descuento hasta el 27 de enero-: https://www.astrologiaarquetipica.com/product/ciclo-de-talleres-online-yod-t-cuadrada-conjuncion-jupiter-neptuno-2022/

Consultas: samdelasnieves@gmail.com

LUNA LLENA en Cáncer – 17 de enero, 2022

Ya estamos en la primera Luna Llena del año y en el signo de Cáncer, (como es común al principio de cada año), ya que en este primer mes, la Tierra recorre este signo, mirando al Sol que aparentemente se pasea por Capricornio. Una Luna Llena y en su propio signo nos empuja a nuestro mundo emocional y a temas de eso que llamamos «hogar». Curiosamente, Cáncer se pregunta a lo largo de su vida, qué es «hogar»? Es una casa?, un lugar? una nación? un barrio? Cáncer tiene más que ver con el concepto de «Tribu», que con una casa o una nación, y en realidad, la mayoría de las tribus has sido Nómadas, por tanto este es un signo, que puede construir un «hogar» en media hora. Aunque recién llegados a un piso nuevo, o una casa, o a una habitación de alquiler, en muy corto tiempo, las y los cangrejos se las arreglan para que ese nuevo espacio, se convierta rápidamente en algo así como un «hogar». Vestigios de memorias ancestrales nómadas, convierten a Cáncer en eternos buscadores de ese «lugar», en el cual se puedan sentir «en casa», rodeados de la gente a quien puedan llamar su «tribu».

Cáncer a menudo encuentra su tribu con aquellos con quien comparte creatividad, o profesión, perteneciendo a pequeñas o grandes empresas que se sienten como «familia». Los clubes suelen contar con miembros pertenecientes a este signo. La búsqueda de tribu para Cáncer no se limita a una nacionalidad, ni a un país, sino más bien a un grupo pequeños con los que comparten el amor por el arte, la música, la danza, la arquitectura, la cocina, etc.

Muchas Cancerianas y Cancerianos han cambiado de hogar en los últimos 2-3 años, debido a la conglomeración de planetas (Júpiter-Saturno-Plutón) en Capricornio, de este último tiempo y se han visto forzados a Re-crear tribu, muchos retornaron a viejas tribus, otros encontraron algunas momentáneas como cuando comparten un proyecto creativo, por ejemplo.

Las lunas llenas a menudo se pueden sentir como finales, o como «llegadas», cuando se cumplen o concluyen ciclos. Ésta en particular que se forma a 26º Capricornio 50′, el Lunes 17 de Enero a las 11:48 pm GMT, o sea al principio del 18, para Asia, Europa, la tarde del 17, para Latinoamérica y Miami, por citar algunos, se sentirá más que muchas como un final, ya que cuando se forma exacta, tanto el Sol como la Luna se encontrarán alineados con Plutón en los últimos grados de Capricornio.

Si eres del último decanato de cualquier signo cardinal: Aries, Cáncer, Libra, Capricornio, es posible que te encuentres concluyendo un cambio, montando o desarmando un «hogar», cambiando de «tribu», reconstruyendo lazos, y sobretodo «soltando» situaciones que ya resultan redundantes. Hora de dejar ir, hacer espacio para lo nuevo, abriendo nuevos caminos, creando nuevas manadas. Quizás este será el momento de poner el broche final, a algo de lo que ya nos hemos estado despidiendo por varios meses. Este es el «kairos» (momento adecuado) para arrancar hacia nuevos capítulos y aventuras. Quizás simplemente un cambio de paradigma, de forma de pensar, sobretodo si tenemos en cuenta que tanto Mercurio como Venus, se encuentran retrógrados, dándonos el empujoncito final para que Re-evaluemos nuestro camino. Hacia donde vamos? y cómo vamos a llegar allí?

Los arquetipos de Cáncer-Capricornio, son Madre y Padre. Una Luna Llena en esta angularidad y al unísono con Plutón, nos llama a hurgar en el pasado de estos dos gigantes, de donde emanan todos los arquetipos que vivimos en nuestra corta vida de una forma inconsciente, al principio, para muchos, para siempre.

Para los filósofos griegos y/o romanos, la palabra arquetipo significaba origen, modelo, o incluso como adjetivo, «anticuado» en el sentido de copiar lo antiguo. La palabra «permanencia» se asocia con lo arquetípico, es decir que se mantiene en el tiempo. La palabra «arcaico» también. Para Jung, la palabra arquetipo desde lo psicológico, describe patrones muy profundos que yacen mayormente en el inconsciente, que de alguna manera, modelan nuestro comportamiento. Como nos cuenta Thomas Moore, Jung en sus escritos, nos dice que sólo a través de las imágenes arquetípicas podemos conocer esos arquetipos que se apoderan de nuestra psique y/o nos moldean sutilmente nuestro comportamiento y pensamientos. El error consiste en querer literalizar tales arquetipos tal como decía James Hillman. Nunca podemos tener un «clara» idea del arquetipo, simplemente visualizarlo y vivirlo a través de imágenes y sentimientos. Al traerlos a la consciencia (con suerte) damos sentido a nuestra vida.

La Luna en Cáncer nos lleva al pasado y favorecidos por los retrógrados de Mercurio y Venus, más aún. Muchos nos encontraremos hurgando en nuestros ancestros e historias familiares, buscando de alguna manera, dar algún sentido a lo que nos toca vivir. Necesitamos imágenes que efectivamente nos den una idea de las profundidades arquetípicas de nuestra experiencia de vida, de lo contrario nos quedamos con explicaciones superficiales que permanecen en los niveles puramente personal, social y físico, que sólo nos «llenan» de un vacío existencial, valga la redundancia. Sin la conexión con lo ancestral y arquetípico, vivimos vidas invadidas por la duda y la superficialidad, que sólo nos llevan al descontento, la ansiedad y el miedo.

La Luna Llena, forma una T-cuadrada con Eris, con el planeta enano que se encuentra en cuadratura a Plutón desde hace unos 3-4 años. La voz de la Diosa de la Discordia cada vez más potente en la discusiones sobre la pandemia y la vacuna, nos recuerda el dilema de seguir pensando en nuestra historia en términos de Ellos y Nosotros. Eris ama las conspiraciones que nos hablan de esa fantasmagórica «élite» que nos quiere controlar, como si esos Ellos no fuesen humanos y Nosotros fuésemos todos víctimas de Ellos. Si decimos Nosotros como lo sugiere Cáncer y Piscis, entonces nos corresponde tomar responsabilidad por nuestra espiritualidad, nuestras emociones y nuestra Humanidad. Cáncer nos recuerda que todos somos la tribu humana, Capricornio que hay una élite que toma control y Eris se divierte viéndonos pelear y discutir, como si realmente fuésemos de diferentes especies.

Quizás el mensaje de esta Luna Llena en Cáncer-Capricornio es que es hora de soltar esa idea de división y dualidad que sólo nos lleva al desamor y la alienación.

El trígono de Marte al Eris echa más leña al fuego, pero al mismo tiempo viniendo desde Sagitario, la sugerencia es que sólo podemos llegar a la verdad si nos dejamos de escuchar el ruido proveniente de las redes sociales y meditamos sobre quien somos y a donde vamos.

MERCURIO RETRÓGRADO en Acuario y más sobre el Retrógrado de VENUS. ENERO 2022

Iniciamos el primer mes del 2022 en el periodo pre-sombra del próximo Retrógrado de Mercurio que sabemos que ocurre 3 veces al año, aunque este año ocurrirá 4 veces, siendo ésta la primera vez. Mercurio se detiene para comenzar esta aparente vuelta atrás el 14 de Enero a 10º Acuario 20′, volverá a entrar en los últimos grados de Capricornio, cuando se alineará una vez más con Plutón a 27º de Capricornio el 29 de Enero, el día que Venus, se estaciona directo para reanudar su vuelta hacia adelante, concluyendo así su Retrógrado que no volverá a ocurrir hasta Julio 2023 en el signo de Leo.

Durante este año Mercurio hará su aparente «moon walk» 4 veces. El primer período retrógrado de Mercurio, como he dicho, comienza el 14 de Enero y termina el 3 de Febrero, el segundo Mercurio retrógrado durará del 10 de Mayo al 2 de Junio, y el tercer período de retrógrado comenzará el 9 de septiembre y durará hasta el 2 de octubre; el Mercurio retrógrado final de 2022 comenzará el 29 de diciembre y terminará el 18 de enero de 2023. Por supuesto que si consideramos los periodos pre y post sombra estos ciclos duran casi 2 meses cada uno. En esta ocasión el periodo el periodo pre-sombra comenzó el 29 de Diciembre (2021) y el post sombra termina el 24 de Febrero de este nuevo año.

No necesito repetir lo que pasa cada vez que Mercurio se vuelve retrógrado pues ya he escrito sobre ello muchas veces, pero nunca hay dos retrógrados iguales, y que coincida con el Retrógrado de Venus no ha pasado desde Junio 2020, cuando coincidieron por unos días y nos encontrábamos en el medio de asimilar lo que significaba la pandemia, el encierro, las restricciones, las mascarillas, las vacaciones sin poder viajar, vacunas, pruebas Covid, etc, etc. Que hemos aprendido desde entonces? que ha cambiado en nuestra vida? y en nuestra visión del mundo? en nuestra visión de las instituciones que nos regulan? y sobre todo en nuestros valores más profundos? (Venus). Sin duda, la respuesta a estas preguntas estés donde estés, seas de la edad que seas, es que mucho ha cambiado. Mucho positivo, más de lo que las redes sociales propagan, pero también muchas cosas difíciles que seguramente todavía estamos tratando de digerir. Decir adiós a trabajos, seres queridos, relaciones, lugares, amigos, etc, nunca es fácil. Decir adiós a parte de nosotros mismos a la que estábamos apegados tampoco. El mandato de la evolución es implacable y duro, pero también lleno de propósito, aunque nos recuerde nuestra falta de poder en este aspecto.

Esta vez, con Mercurio retrocediendo en Acuario, resonará más a nivel colectivo y junto con Venus, nos llevan a cuestionar nuestro rol en la comunidad donde vivimos, nuestra relación con el grupo al que pertenecemos, así como tomar consciencia y re-considerar el uso que damos a nuestros talentos. Nuestras financias y el rol que la tecnología juega en ellas, es también un aspecto de este mes de reflexión sobre nuestros planes para el año que comienza. Es importante ser doblemente consciente de lo que estás diciendo y escribiendo durante estos tiempos, ya que tus pensamientos, palabras y sentimientos pueden perderse en la traducción o malinterpretarse. Por tanto la toma de consciencia de cómo nos expresamos, si lo que intentamos decir, sale como lo estamos sintiendo, o nos cuesta expresar elocuentemente lo que realmente queremos transmitir. Qué valor e importancia le damos a lo que tenemos para ofrecer al grupo es otra característica de estos retrógrados.

Éste es un momento de más evolución, transición y cambio de lo que muchos toman consciencia. El mundo será muy diferente en los próximos 20-30 años. Estos breves momentos que nos ofrecen los retrógrados de los planetas personales, juntos con los retrógrados de los planetas trans-personales, como nos ofrece Urano en esta primera parte de Enero, nos sirven para recapitular, «resetear», conscientizar, acerca de donde nos encontramos en este momento a nivel personal y colectivo. El quedarse atrás en la evolución que se nos propone cósmicamente, no es una opción.

Las personas nacidas en el último decanato de Aries, Cáncer, Libra y Capricornio, saben de que hablo. La propuesta es soltar, dejar ir de valores pasados de moda, sin sentir que «perdemos» algo, sino que «ganamos» en sabiduría, en hacer espacio para lo nuevo. El concepto de Belleza, qué es lo que considerábamos bello en el pasado y cómo vemos esto hoy, es otra de las propuestas del Retrógrado de Venus. Nos encontraremos mirando fotos del pasado, mirando películas que ya hemos visto y que nos llevan a reflexionar cuánto ha cambiado nuestro concepto de sensualidad y belleza. Mercurio retrocediendo en Acuario, también nos propone tomar consciencia de nuestras habilidades intelectuales y qué hacemos con ellas. Los cambios nos confrontan con aquello que nos falta aprender, así como el valor de lo que ya sabemos, ya que al evolucionar nunca empezamos de cero, pues acarreamos la experiencia de lo vivido que siempre nos sirve ahora y en el futuro. El aprender no concluye jamás, hasta el momento que expiramos por última vez.

Signos fijos por su lado: Tauro, Leo, Escorpio y Acuario, también están confrontándose con la realidad de sus limitaciones tanto creativas como intelectuales, y la propuesta es construir, usando la experiencia del pasado y la inevitabilidad de seguir aprendiendo, aceptando y valorando el camino recorrido. Grandes oportunidades se han presentado para muchos y lo nuevo iniciado tiene una gran oportunidad de éxito, si lo hacemos con humildad y honestidad, manteniendo la mirada en nuestras verdaderas capacidades.

«Coincidiendo» con el principio del Retrógrado de Venus, compré el libro del filósofo coreano Byung Chul Han «La salvación de lo Bello», donde él propone que lo terso, lo suave, super positivo es lo muchos consideramos bello, repudiando lo que requiere de un desafío a quien lo observa. Aún así la Belleza nos fuerza a detenernos para mirar y apreciar lo que vemos bello. Una buena fotografía es bella, requiere de un tiempo disfrutarla, un «selfie» no. En la prisa y la inmediatez perdemos de vista, que el apreciar la Belleza demanda que nos detengamos, se necesita de tiempo. No podemos disfrutar de un amanecer con sólo una mirada, debemos dejarnos llevar por ese descenso del Dios Sol. La Belleza de la Naturaleza nos pide que estemos en silencio y nos dejemos arrollar por los aromas, los colores, los sonidos. La inmediatez y la prisa nos desconectan de la Belleza. Quizás en su Retrógrado, Venus, nos pide que abandonemos la rapidez y retornemos al disfrutar de lo que nos rodea, aunque sea del olor del café fresco y el pan recién salido del horno en la mañana. Quizás el mensaje de Afrodita en su marcha atrás es de que retornemos a lo simple, a lo bello, aunque sea por unos minutos al día.

Este mes de Enero, Ceres se alinea con los Nodos Lunares (Mean) sugiriendo que el cuidado del medioambiente es responsabilidad de todos, no sólo de los gobiernos. Cuidaremos de ello, cuanto más conectemos con la Belleza de ello. Mira, huele, respira, escucha, déjate embriagar por la Belleza de la Pachamama.

LUNA NUEVA en Capricornio – 2 de Enero 2022

Iniciamos el año con una Luna Nueva en Capricornio, que además de ser un signo de Tierra es también un signo Cardinal. La Cardinalidad es una cualidad que nos trae muchas lecciones, que nos aceleran el crecimiento en las áreas de la vida respecto del gasto de energía personal, es decir, cuanta energía física y mental invertimos en lo que hacemos, en nuestra capacidad emprendedora, auto-generadora y la dirección concentrada de la atención, aplicada hacia los principales objetivos del aquí y ahora. Cardinalidad es Acción, Iniciar, corresponde a los signos: Aries, Cáncer, Libra y Capricornio, que por supuesto coinciden con el primer día de cada estación: Primavera, Verano, Otoño e Invierno. El sentimiento que cuando algo culmina, es el momento para que algo nuevo nazca, es una experiencia Cardinal y en particular, en las lunas nuevas en Capricornio que coinciden con el final de un año y el comienzo de otro es cuando se siente con más intensidad. Esta no es una excepción y con el Sol y la Luna a 12º del signo de la Cabra con cola de pez, es aspecto de cuadratura (90º) al centauro Kirón, en el curador cósmico, en Aries, otro signo cardinal, el sentimiento de ponernos las pilas una vez más, sin dejarnos abatir por la negatividad, la pandemia, las redes sociales, las regulaciones, y todo lo que estamos viviendo en este final del 2021, es un testimonio a este centauro que ha vivido grandes injusticias en su vida, pero nunca se rinde, cada bofetón que le da la vida, lo utiliza como excusa para Re-iniciar el aprendizaje y resetear su camino. El otro centauro Pholus, se alinea con el Sol y la Luna, de alguna manera Re-encendiendo la cuadratura a Kirón que venimos viviendo todo el año que ha marchado. Tanto Pholus como Kirón nos hablan del alma, de nuestro propósito en esta vida y sobre todo de todo aquello que acarreamos de nuestros ancestros, positivo y lo pesado también. Kirón nos habla de las heridas familiares que hemos heredado y Pholus, destapa esa olla, llena de lágrimas, alegrías y secretos, que se nos han entregado al nacer.

Quizás este es un buen momento para proponernos el hacernos cargo de lo que nos duele y encontrar fórmulas para vivir con ello y poder así transformarlo y evolucionar. El pasado no lo podemos cambiar, pero sí podemos cambiar el efecto que tiene sobre nosotros. Otro de los aspectos importantes de esta luna nueva es la T-cuadrada formada por los Nodos Lunares, y el planeta Júpiter recién entrado en Piscis, signo que rige desde la antigüedad y que ahora comparte regencia con Neptuno desde finales del siglo 19, cuando se descubrió este planeta que lleva el nombre del Dios del Mar. Cuando Júpiter es el planeta focal de una T-cuadrada y sobre todo con los Nodos Lunares, que también hablan del propósito del alma en esta encarnación, nos sugiere el envolvernos activamente en la búsqueda de significado en nuestra vida. Júpiter, regente de Sagitario, es el gran filósofo, el gran buscador de la Verdad y ahora al encontrarse en Piscis, el punto de mira es nuestra humanidad, ese punto de referencia donde todos somos iguales. Nuestras creencias es sin duda una de las propuestas de este aspecto, sobre todo, indicándonos que la necesidad de encontrar y conectar con lo Divino, es natural y particularmente humano. Esa búsqueda de lo Divino en nuestra interior es fundamental, sino queremos vivir la vida sólo desde la bestia, desde nuestra parte animal, que sólo busca sobrevivir, hacer cría, comer y dormir. Aunque una parte indiscutiblemente importante y vital de nuestra existencia, el anhelo del encuentro y el amor, corresponde más con nuestra divinidad.

La cuadratura del Sol y la Luna para esta Luna Nueva en Capricornio a Kirón también nos sugiere el buscar nuevas formas de aliviar ese dolor que acarreamos y que ya estamos hartos de soportar.

Este aspecto de Júpiter a los Nodos Lunares parece expresar esa necesidad de conexión con algo más grande que nosotros, reavivando esa pregunta del millón, que es: «que hacemos aquí?», sin que importe el nombre que le damos. Dios, Buda, Cristo, Allah, u otros, son expresiones de esta búsqueda que Júpiter en Piscis nos sugiere, al mismo tiempo que nos recuerda, que sigamos el dios que sigamos, o creamos en el cuento que creamos, aquel que más resuene con nosotros, (ya que cada religión es en sí un cuento), la búsqueda en sí, es netamente humana. La aparente división en diferentes religiones, es la necesidad de expresión de eso tan inmenso que llamamos Dios. La Mitología Griega es de una riqueza extraordinaria y un fiel ejemplo de la inmensidad de lo divino. Aunque el cuento sea diferente, hay un punto en común que compartimos todos, que es esa «búsqueda» de todos nosotros simple mortales, de algún significado en nuestra vida. Júpiter, a un nivel más terrenal, también nos impulsa a cuestionar subjetivamente la rectitud de las actitudes actuales hacia la moral social, la ortodoxia religiosa, la ética y las teorías políticas. Nos inspira a aprender sobre la Tolerancia, la Aceptación y la Caridad en esta vida si queremos desarrollar un sistema de creencias personales que no tenga que ser defendido del ataque social u hoy en día de las redes sociales. Nos dice que a través del desarrollo de la sabiduría encontraremos el camino hacia lo divino en lugar de seguir ciegamente las creencias y los cuentos de los demás. Esto, más que nunca, nos recuerda la necesidad de poner límites y cuestionar lo que leemos en las redes sociales, ya que sin una investigación propia, simplemente repitiendo lo que escuchamos, sin tener idea si realmente es verdad o no, nunca llegaremos a la verdad. El estudio y la investigación propia, nunca podrán ser reemplazadas por lo que se publica en las redes sociales, donde la disponibilidad de opiniones es demasiado gratuita. Cuestiona todo lo que lees.

Esta Luna Nueva es una fuente de energía, que todos necesitamos para ponerle una buena cara a la propuesta de este nuevo año, que nos pedirá que resolvamos los temas pendientes en nuestra agenda de vida. Tanto a nivel personal como colectivo, tenemos varias asignaturas pendientes que nos inspiran a seguir aprendiendo, estudiando y revelando nuestras conclusiones primero a nosotros mismos y también a los demás, aquellas que emanan de nuestra propia sabiduría interna. El seguir buscando cuánto más podemos dar de nosotros mismos, es una perspectiva creativa y estimulante. La queja y la desidia son los grandes enemigos de la creatividad, si nos dejamos atrapar por ellas, no producimos ningún cambio, no evolucionamos. Eso se parece más a la muerte que a la vida.

Utilizemos la poesía del Cosmos, expresada en la simbología de los arquetipos activados por esta Luna Nueva en Capricornio 2022, por el Retrógrado de Venus, para Re-setearnos e inspirarnos a seguir creando, a seguir viviendo, a seguir buscando nuevas fórmulas que nos estimulen a continuar esta aventura extraordinaria, que aunque por momentos nos resulte insoportablemente difícil, siempre vale la pena Vivir.

Felliz Año Nuevo 2022. Mi visión sobre lo que nos trae este nuevo año, en el próximo artículo.

LOS NODOS LUNARES EN TAURO-ESCORPIO .

El 23 de Diciembre, dos días antes de esta Navidad, los Nodos Lunares, dejaron su viaje por la angularidad Géminis-Sagitario que venían transitando desde el 6 de Mayo del 2020, con el Nodo Ascendente o Nodo Norte en Géminis y el Nodo Descendente o Nodo Sur en Sagitario. Este tránsito nos ha confrontado con el exceso de información sin filtro (redes sociales, Géminis), donde todo el mundo puede dar su opinión, sepan o no de lo que hablan, y la paranoia de la proliferación de teorías conspiratorias o conspirativas que nos hablan del lado oscuro de Sagitario, el fundamentalismo es otra expresión de este lado menos claro de este signo. El Nodo Sur, nos ha mostrado lo que emerge del colectivo cuando nos toca hacernos cargo del significado arquetípico del signo y su carga kármica. Nos muestra los temas a corregir, a evolucionar. La potencia y efecto devastador en la psique de mucha gente de las conspiraciones varias son alarmantes.

Estos puntos de perfecta geometría cósmica, que nos hablan de nuestro desarrollo y el trabajo de una vida, para abandonar los mandatos familiares y culturales, nos ayudan a evolucionar no sólo por nosotros mismos sino en nombre de nuestros ancestros, agregando nuestro granito de arena al colectivo de donde emergemos, tanto familiar como cultural.

Esta vez el Nodo Sur recorrerá Escorpio y el Nodo Norte Tauro. El NS podríamos decir que son nuestros hábitos más arraigados, aquellos que repetimos incesantemente sin pensarlo mucho. Éstos pueden ser de origen personal (familiar) y también cultural. Por ejemplo: comer a una hora determinada, tengamos hambre o no. La hora del almuerzo y la cena están pre-determinados por nuestra cultura. El tener que beber alcohol si estamos teniendo una buena cena, me caiga bien o no, está también pre-dispuesto por nuestra cultura, con sus terribles consecuencias. El celebrar comiendo o bebiendo también. Podemos liberarnos de ello? Si tomamos en cuenta las ramificaciones ancestrales que pertenecen a Escorpio, podemos hablar de memorias y hábitos que tengan que ver con este signo, como por ejemplo: nuestras emociones más difíciles de manejar, como los deseos, la sexualidad, dependencias económicas, nuestros celos, envidia, guerras, violencia, incesto, violación, etc, es decir, todo aquello que nunca queremos confrontar o mirar y mucho menos hablar de ello. Los pecados, dolores, secretos, lágrimas de nuestros ancestros emanan de Escorpio y de la casa 8, poniendo sobre nuestra mesa, aquello que debemos confrontar y redimir, consciente o inconscientemente. Pero por sobre todo, el ángulo nodal nos habla de que es aquello que debemos purgar, curar. El gran regente de Escorpio, Plutón, Dios del submundo, es un arquetipo suficientemente elocuente de todo ello.

El ángulo nodal da una vuelta completa al Sol cada 18 años. Por tanto las generaciones que nacen con esa diferencia de años comparten el ángulo nodal. Cada 9 años, se «dan vuelta» y vivimos la reactivación de esta angularidad desde el otro lado, es decir, el NN pasa por nuestro NS y viceversa. Cuando los Nodos cambian de signo, podemos ver en nuestras culturas, lo que según Terry Eagleton es como una especie de inconsciente social, signos del emerger de los nuevos arquetipos.

Un ejemplo mediático que me llamó la atención, en su sincronicidad con el cambio de angularidad de los Nodos hace unos días es el caso de Ghislaine Maxwell, juzgada por su colaboración en procurar jóvenes y niñas con su ex-pareja Jeffrey Epstein, (juzgado y encarcelado en el 2019, donde se suicidó), a ricos para sus placeres sexuales.

Maxwell, hija de un magnate mediático de reputación de estafador que también murió en circunstancias dudosas al caer de uno de sus yates en el medio de la noche al principio de los 90, presuntamente y elocuentemente acusada por muchas de las víctimas, comienza su nuevo año con la realización de que terminará su vida en prisión. En su carta natal podemos ver esta transición del NN de Géminis a Tauro en su casa 12, relacionada con la cárcel, y el NS en Escorpio, lo que describe la razón de su encierro. Su NS natal, se encuentra en la casa 10 junto a Pholus y Júpiter en Acuario, lo que parece describir la imagen social de su padre, de personalidad exuberante como corresponde con Júpiter y su carga Kármica. Su Sol-Mercurio y Marte natal se encuentran en la casa 8, y en estos momentos Pholus por tránsito, ha estado pasando por toda esta conjunción, destapando esa olla, de fragancias añejas, que también hablan del arquetipo de Escorpio y las memorias que se encuentran en la casa 8, que nos recuerdan que en vidas pasadas o si prefieres, en la vida de nuestros ancestros, han habido, guerras, violaciones, pérdidas financieras, traición, violencia y muerte. Saturno, también por tránsito, se encuentra pasando por su Júpiter-Pholus y NS natal describiendo la confrontación con la realidad de sus acciones en este momento.

Por supuesto que hay mucho más de que hablar en esta carta natal de Maxwell, pero no es el propósito de este artículo, sino que simplemente quería usarlo como un ejemplo de sincronicidad en el cambio de signo de lo Nodos Lunares.

A nivel personal debemos mirar donde cae esta angularidad Tauro-Escorpio en nuestra carta natal para poder tener una idea que arquetipos o deudas kármicas se activarán desde aquí hasta Julio 2023 cuando los Nodos vuelvan a cambiar de signos y entren en Aries-Libra.

El Nodo Norte entrando en Tauro, se alineará con Urano en Julio y Agosto de este año 2022, el tema del abuso de los recursos naturales, seguirá siendo uno de los temas claves de estos tránsitos. Los secretos de actividades financieras dudosas, saltarán más a la vista y muchas transacciones ocultas se pondrán en evidencia. Como dice Steven Forrest este es un momento de confrontar nuestros pecados personales y colectivos. Curar relaciones del presente o kármicas, tomando responsabilidad por nuestras acciones ocultas y encontrar un balance en el presente. Fórmulas de cómo generar dinero sin perjudicar al medioambiente y el planeta serán el tema de conversación en los próximos dos años y por muchos años más, como también la necesidad de encontrar paz y armonía en el mundo. Tauro está regido por Venus, la solución radica en conectar con el arquetipo de la Diosa de la Belleza, que antes que nada nos recuerda que la Re-conexión con la Pachamama es esencial. Este es un viaje que nos recuerda la historia de Persefone y Hades, la Bella y la Bestia, el rescate de la Belleza de las garras de la Bestia, comprendiendo y aceptando que las dos son UNA.

A nivel personal, encuentra momentos para regocigarte con la Naturaleza, aunque vivas en un apartamento pequeñísimo, sin vistas, cuida de una planta, si no tienes, planta hierbas en una maceta, siempre podemos tener un pequeño trocito de Ceres y Afrodita en nuestra vida de cada día. Cuida de una mascota. Sal a caminar al campo, a la montaña, al parque. Por encima de todo, Venus-Afrodita, nos pide rescatar la Belleza en cada momento de nuestra vida. No comas cualquier cosa, cocina, prepara, embellece cada instante. Todo esto no tiene porque ser complicado ni caro. Busquemos relacionarnos con aquellas/os que nos recuerdan lo mejor de nosotras/os mismas/os, sin necesidad de trivializar, simplemente buscando lo verdadero, lo auténtico en nuestro interior, y de esa manera, hasta la bestia que llevamos dentro, buscará formas de expresarse más creativamente, en vez de reaccionar ineficazmente. No es acerca de vivir en La-la-land, trivializándolo todo, es acerca de Re-encantar la vida cotidiana, para luchar en contra de lo que emana de las redes sociales y de aquellos que prefieren confundirnos y manipularnos con el miedo, la negatividad y/o la negación de la «evidencia» (el verdadero La-la-land).

La necesidad de Re-envisionar nuestras finanzas es otro tema Tauro, si pensamos en los cambios producidos por la Pandemia, este es otro aspecto que debemos fortalecer o Re-estructurar.

Usemos la fuerza de Afrodita para RE-encantar nuestra vida, alejarnos de la negatividad esparcida por las redes sociales, y tomemos responsabilidad por lo que dejamos entra en nuestra vida ya sea física o mediáticamente. Saturno en Acuario por un par de años más nos ayudará con ello, es hora de poner límites a lo que vemos en nuestros móviles y ordenadores, la opción siempre es nuestra y el dedo que le da a «acepto» (a las cookies por ejemplo) también.

Usa parte de tu tiempo para hacer lo que amas hacer. El estar «demasiado ocupada/o» es un ilusión o como dice Thomas More, una fantasía. Cuando decimos: «es que no tengo tiempo», es como decir, estoy atrapado, no soy libre, para hacer lo que realmente deseo hacer. «Hacer» todo el tiempo es también con lo que nos confronta Venus; la Diosa de la Belleza nos invita a Disfrutar, a detenernos un momento y contemplar, respirar y tomar consciencia de donde nos encontramos. Esta pausa es realmente donde se encuentra el secreto del Encantamiento de nuestra existencia. Moore sugiere que en vez de «hacer» algo (para lo que necesitamos nuestra voluntad), dejar que algo «nos suceda» (la modalidad del alma). Esta simple acción que requiere de muy poco tiempo de nuestro día, nos acerca más al Encantamiento y a la Consciencia.

La entrada de los Nodos en Diciembre se refieren al Mean Node, el True Node entra en Tauro el 19 de Enero 2022.

Feliz Año Nuevo a todas/os y mi artículo sobre el 2022, la semana que viene, junto con la lista de talleres para el primer trimestre del año.

Solsticio de Invierno-Verano 2021 y más sobre el retrógrado de Venus.

Hoy entramos en Verano en el Hemisferio Sur y en Invierno en el HN. Hoy, de acuerdo a donde te encuentres estarás viviendo el día mas largo del año (HS) o la noche más larga del año (HN), este simple hecho de la Naturaleza nos presenta con el hecho que la realidad depende del lugar donde te encuentras, del paisaje que te rodea, de la Cultura en la cual vives.

Terry Eagleton, sugiere que la Cultura es el resultado de la voluntad humana que se encuentra con el determinismo de la Naturaleza. Él ve la palabra «agricultura» como un ejemplo de tal fusión y señala cómo las costumbres, el ritual y el conocimiento familiar emergen de la voluntad humana enfrentada o en unión con el paisaje y la Naturaleza. En Astrología, la Diosa de la Agricultura es Ceres, la madre de Persefone, ese asteroide que en el 2006 fue elevado a «planeta enano» para acompañar a Plutón, que había sido degradado de «planeta» a «planeta enano» junto con la recién descubierta Eris.

Esta semana pasada cuando Marte se oponía a Ceres, ambos alineados con los Nodos Lunares, la Pachamama nos recordó qué pasa cuando su furia se desata. Los huracanes en los Estados Unidos fueron sólo una expresión de ello, y fueron seguidos de inundaciones, edificios que se desplomaban, explosiones, terremotos y volcanes en erupción que dejaron muchas muertes. Todo dentro de esta semana que coincidía con la oposición Marte-Ceres en unión con los Nodos Lunares. La Naturaleza como símbolo de lo Divino, nos recuerda que ella no es una cuestión de punto de mira, sino que ella ruge, todos nos enteramos por igual.

«Si nos rendimos a la inteligencia de la Tierra podríamos levantarnos enraizados, como árboles, en vez de ello, nos enredamos en nudos de nuestra propia creación y luchamos, solos y confundidos».- dijo Rainer Maria Rilke – El Libro de horas II

Seguimos discutiendo sobre el calentamiento del clima, y mientras tanto, ocurre, y aunque lo vemos en tiempo presente, muchos lo negamos. Esa es la naturaleza de nuestra terquedad en estos asuntos y preferimos negar o ignorar, en vez de tomar responsabilidad por ello.

«El núcleo más profundo de la vida es la poesía y el símbolo»- dijo Dane Rudhyar y afortunadamente la Astrología que podemos decir que es la poesía de lo divino, la voz de los Dioses, debe ser interpretada por nosotros simples mortales. Es difícil interpretar la poesía, es sólo en nuestra sabiduría intuitiva que podemos conectar con ella o no, para beneficiarnos de su riqueza simbólica o no.

En lo que concierne a este evento de Venus Retrógrado en Capricornio que ha comenzado antes de ayer, nos indica que las áreas de la vida que probablemente se amplificarán más de lo habitual durante el período retrógrado son aquellas que Venus gobierna, incluido el amor o mejor dicho el misterio de qué es eso que nos atrae a otros, por tanto las relaciones y los valores personales, como también nuestros asuntos financieros personales. Podríamos experimentar poderosos cambios internos en términos de cómo percibimos o sentimos acerca de algo relacionado con estos temas arquetípicos. Los cambios pueden o no correlacionarse con eventos externos en el momento en que ocurren, pero ya sean internos o externos, a menudo conducen a cambios significativos que tendrán implicaciones a largo plazo. Así es que nos embarcamos en el profundo misterio de identificar nuestros valores más arraigados, como la Integridad (Capricornio), valores que emanan de nuestra Cultura, pero también de lo más elevado del espíritu humano. En estos momentos de nuestra historia donde las Instituciones han perdido su autoridad sobre todo en el Occidente, y nuestros jóvenes no creen en lo que éstas les piden, podemos decir que es un buen momento para preguntarnos qué es lo que nuestra naturaleza más elevada nos pide. No todo está corrupto, no todo ha dejado de tener valor. Si no nos sostenemos desde lo más profundo del espíritu humano, de nosotros los simples mortales, creadores de dioses y diosas, de historias y cuentos, todo aquello en lo que creemos o no, entonces sí, que estaríamos perdidos. Pero afortunadamente este no es el caso, ya que contamos con la poesía, la imaginación, la Belleza de la Naturaleza y todo aquello que nos hace grandes y nos recuerda que la Vida siempre vale la pena vivirla. Caer en el pozo de que todo está corrupto, es una auto-derrota.

La poesía astrológica nos dice que el retrógrado de la Venus, nos pide que reflexionemos sobre todo esto, que nos conectemos con nuestra naturaleza divina e iniciemos este nuevo año, con Esperanza y Valor. Todos, si reconectamos con nuestra esencia divina podemos producir los cambios que necesitamos y deseamos, pero para ello es necesario además del proceso de individuación que nos pide Urano, que nos ayuda a des-identificarnos con el mandato familiar y cultural, para que podamos pensar por nosotros mismos y no estar manejados por viejas historias (por fantásticas que sean) y rencores culturales que no nos permiten Ser en toda nuestra unicidad. Debemos además escuchar a Neptuno ( la octava más alta de Venus) que nos recuerda que Todos estamos conectados al Todo y que sólo con nuestra compasión y creatividad Divina (que Todos poseemos), podremos producir los cambios necesarios. Está en nosotros hacerlo si sólo cruzásemos la barrera de la dualidad y recordemos que Neptuno también habla desde nuestro interior.

La poesía de la Astrología se basa en una geometría exacta del Cosmos en el cual nos encontramos. Es nuestra intuición divina la que puede o no interpretar la poesía, pero las bases son geométricas. Este Retrógrado de Venus, diosa de la Belleza, nos impulsa a buscarle, en todo lo que vemos, olemos, saboreamos y escuchamos. Venus rige Tauro y este signo nos conecta con nuestros sentidos, nuestros deseos de conexión con demás, con nuestra sexualidad y sensualidad, con nuestros talentos. Este Retrógrado continua hasta el 29 de Enero 2022, cuando Venus se estaciona directa y «arranca» hacia adelante una vez más, pero el ciclo no termina hasta el principio de Marzo , cuando concluye el periodo post-sombra, es decir el grado 26 de Capricornio donde inició su retrógrado. Nos cruza el puente del Viejo al Nuevo Año. Lo hace de la mano de Plutón, que como siempre nos sugiere que miremos más allá de la apariencia, de lo superficial y reconozcamos la humanidad en todo lo que vemos y vivimos. Plutón nos pide sobrevivir y evolucionar por encima de todo. No hay excusa para no hacerlo, el mandato Plutoniano también está en cada uno de nosotros, por tanto podemos decir que es el regalo del Dios del Submundo. Rendirse no es una opción, dice Plutón.

Os deseo un viaje lleno de Esperanza y Valor cruzando el puente y nos vemos en el nuevo año, con más Astrología, más Poesía y más Amor.

Si queréis saber sobre el Curso de Astrología que impartimos en Eventos Astrológicos ir a: https://www.eventosastrologicos.es/curso-basico-de-astrologia-1/

Mi serie de Talleres y Tertulias en Astrología Arquetípica, la publicaré más tarde, pero desde ya os anticipo: Taller sobre el YOD, o Dedo de Dios y también el taller de la Conjunción Júpiter-Neptuno en Pisces.

Siempre podéis apuntaros a mi Newsletter en mi página: http://www.astrologiaarquetipica.com

Feliz Navidad y Año Nuevo a todas/os!

LUNA LLENA en Géminis 18 y 19 de Diciembre 2021 –

Esta es la última Luna Llena del año y como corresponde con el mes de Diciembre, se despierta la angularidad Géminis (la Luna)- Sagitario (el Sol). Esta vez se oponen exactamente a 27º 28′ de estos dos signos, alineándose prácticamente de forma exacta con el Centro Galáctico o sea ese enorme agujero negro en el centro de la Vía Láctea, que de acuerdo con el astrólogo Philip Sedgwick: «La compresión de energía resultante de este agujero negro emite una amplia gama de potentes radiaciones, la energía infrarroja más notable en este caso. Esta energía infrarroja presiona la mente subconsciente, proporcionando la liberación de comportamiento aprendido y memorias, tanto negativas como positivas, todo en el interés de avanzar.» La posición actual del Centro Galáctico es de 27°3′ de Sagitario, moviéndose aproximadamente 1° cada 72 años. Cualquier planeta ubicado en los últimos cinco grados de Sagitario puede describirse como «alineado» con el Centro Galáctico, aunque este término se relaciona solo con su posición dentro del «campo» del Zodíaco Tropical, aunque Sideralmente el CG también se encuentra entre las constelaciones de Sagitario, Ofiucus y Escorpio, donde la Vía Láctea es más luminosa.

Lo que esta angularidad Géminis-Sagitario sugiere es que desde el lado de Géminis, todo puede ser observado desde más de un punto de vista, cuanto más amplia la información, más posibilidades de ver la verdad de lo que se observa, lo que Sagitario refuta, afirmando que más puntos de mira no aseguran «la verdad» de lo que ve, en muchas ocasiones. La verdad, dice Sagitario, está en un nivel más profundo y más personal que en toda esa información exterior. Cada uno de nosotros, afirma el Arquero, mirará y gestionará lo que ve, a partir de lo que llevamos en nuestro interior. Por tanto aquí entran en juego el acondicionamiento familiar y cultural e intelectual del observador. Ambas afirmaciones son correctas pero ninguna nos conecta con «la verdad» ya que ésta es la suma de todo ello. Aunque nos encontremos en un lado de una discusión, el argumento del otro lado completa el tema que se discute. Aún así, nos cuesta mucho aceptar el hecho que «el tema» que nos lleva a la discusión, en primer lugar, tiene más de un punto de vista. Todos queremos «tener razón» y esta Luna Llena en Géminis nos recuerda el simple hecho que Siempre hay más de una versión de lo mismo, dependiendo quien y desde donde se mira.

En esta ocasión, el Sol forma aspectos bastantes placenteros a Júpiter (sextil), desde Acuario y a Eris (trígono) desde Aries, la efervescente activista, lo que nos conecta con la idea de que es posible cambiar la sociedad, si todos tomamos responsabilidad y cooperamos unos con otros; la Luna, por el contrario, recibe dos quincuncios de Venus y Plutón que se encuentran juntos en Capricornio, combinación que nos habla de «reajustes», muy importante en este momento, pues Venus ya ha comenzado a alentarse y se detendrá para comenzar su Retrógrado justo cuando la Luna Llena se forma exacta, el 19 de Diciembre. Todo ello nos habla de un periodo de nuestras vidas, en el que necesitamos hacer una introspección muy profunda (Plutón), sobre qué es aquello que valoramos y defendemos, para comprender si nuestras verdades internas han cambiado, si nuestros valores están en proceso de transformación y quizás aquello que tan fervientemente defendíamos en el pasado, ya no tiene la misma intensidad. Nuevos paradigmas y verdades están emergiendo y si no sentimos que es hora de limpiar nuestro desván interior, quizás no estamos mirando con la debida atención. Cambiar, no es morir, sino Evolucionar. La vida es constante evolución y transformación, sino lo hacemos, vamos en discordancia con ella. Venus, que a menudo se la culpa de querer crear una sociedad muy «suave», donde todo es bello, «bonito» y sin conflicto, sin pelos, sin ojeras, sin dolor, sin muerte, como dice el filósofo surcoreano, nacido en Alemania, Byung-Chul Han, en su libro «Saving Beauty» (salvando la Belleza), pero la realidad es otra. Siempre podemos mirar la vida desde Neptuno e imaginarnos que vivimos en el Edén, pero Saturno, Urano, Eris, Plutón también están en nuestras vidas y nos conectan con otras dimensiones de nuestra existencia que no son siempre «bonitas». El hecho de que todo puede ser Bello, dependiendo desde donde miramos, es también una de las enseñanzas de la Venus. Un buen ejemplo de ello es el documental de Peter Jackson, (director de la saga El Señor de los Anillos), sobre el drama de la Primera Guerra Mundial y el sacrificio de una entera generación de Jóvenes, llamado «Nunca llegarán a viejos» o «They’ll never grow old».

Mercurio, el regente o dispositor de esta Luna se encuentra al lado de Juno, lo que nos sugiere, que quizás es hora de entablar un diálogo en nuestras relaciones, buscando el compromiso y la aceptación. Pholus también les acompaña, y este centauro siempre nos aconseja que destapar la olla que esconde la herida, que nos tortura, aunque no fácil, y sabiendo que puede instigar una guerra, es siempre más aconsejable que esperar a que todo explote. Ambos forman una cuadratura a Kirón en Aries, sugiriendo que es en el diálogo despojado del ego, apelando a nuestra naturaleza divina, donde podemos encontrar catarsis, dejando de culparnos mutuamente, de señalar nuestras heridas y así, ayudarnos a curar, en vez de ayudar a que la herida sangre aún más. También forman un trígono a Urano, que indica que si el sentarse a hablar es demasiado difícil en este momento, el alejarse y despegarse emocionalmente un pelín, quizás sea la fórmula más acertada. Entrar en el diálogo dispuestos a escuchar y aceptar es quizás el mensaje de esta Luna llena en Géminis.

Marte finalmente se aleja (aunque aún perdura) de la oposición a Ceres en línea con los Nodos Lunares en sus últimos coletazos por la angularidad Géminis-Sagitario que casi tuvo el efecto de un eclipse, y que nos dejó con desastres climáticos por todo el mundo, explosiones como en Haiti, huracanes en los Estados Unidos, inundaciones, suicidios, y mucho más al principio de esta semana. Los que continuan negando el cambio climático y defienden las teorías de conspiraciones de la ciencia y la política, que pueden o no ser verdaderas, no pueden negar estas «coincidencias» astrológicas, ya que los ciclos planetarios aún no están manipulados por la política o las grandes corporaciones.

Finalmente, el Sol se separa de una cuadratura a Neptuno, por tanto la niebla que nos mantenía cortos de vista, comienza a disiparse y es hora de mirar otra vez, afirmándonos en la búsqueda de nuestra verdad interna que nos permita aliviar los sacudones de la confusión y la duda para darnos la posibilidad de abrirnos a nuevas formas de Ser, que estén más de acuerdo con nuestro mandato evolutivo personal y global.

Dejemos que Venus-Afrodita nos ayude a encontrar la Belleza en todo lo que hacemos y vemos.

Feliz Luna Llena en Géminis a todos y por supuesto Feliz Navidad y Año Nuevo!

Luna Nueva y eclipse solar en Sagitario y Venus Retrógrado – Diciembre 2021

A medida que nos acercamos al final de este año 2021, nos encontramos con varias propuestas cósmicas, que como siempre nos impulsan a experiencias del alma absolutamente irrepetibles. Es es nuestros altibajos que aprendemos no sólo acerca de nosotros mismos, sino de lo que realmente significa estar encarnada/o, con la posibilidad de disfrutar de nuestros sentidos en todas sus posibilidades. Lo primero que nos encontramos al comienzo de este el último mes del 2021, es un Eclipse Solar en Sagitario el 3-4 de Diciembre, con todas sus aspiraciones e inspiraciones.

Este signo del Arquero, que como sabemos no es nada menos que el Centauro Kirón, elevado al cielo por Zeus por su inconmensurable servicio a los dioses y a la Humanidad, nos inspira a callar la mente y meditar sobre todo lo aprendido en ese año. Esa flecha que lanza Sagitario nunca queda anclada en ninguna meta, ya que cuando da en un blanco, esto ya ha abierto un sendero hacia algo nuevo. La eterna búsqueda del alma, de lo divino, que no es más que la reconexión con los mejores valores del Ser Humano. Ante tanto ruido de redes sociales y noticias falsas y hechos reales , TV, etc, nos perdemos en un mundo sobre informado que sólo logra saturarnos y desorientarnos. La pregunta que surge de nuestro interior, es: ¿Donde está la Verdad? Es en el silencio, galopando con Sagitario a través de inmensos bosques, montañas y valles que podemos vislumbrar esa certeza que emana de la Naturaleza, que nos dice que todo está como debe estar, si sabemos escuchar y confiar en el magnífico balance de sugiere el mundo animal y vegetal. Si siembras una semilla en tierra fértil, ésta sabe lo que debe hacer, no necesita ir a la universidad, sólo sigue su impulso genético ancestral y crecerá. La abeja irá a visitarla más tarde cuando se encuentre en flor y absorberá el néctar que le ayudará a construir su casa y lo que nos regala a los demás en forma de miel. Si te lastimas, las células de nuestro cuerpo saben lo que deben hacer para curar la herida. Tu cuerpo se sana por sí mismo. Todo ello impulsado por el extraordinario impulso de sobrevivir, de existir, de continuar siendo. Es dentro de nuestra desesperada lucha por conseguir todo rápidamente, que nos olvidamos de esperar, de escuchar, de dejar ser, que naturalmente emana de nosotros mismos y nos ayuda a curar, a continuar, a Ser.

Es por esto que Sagitario ama la Naturaleza y se regocija en ella. Lo que aprendemos de Ella, sólo es posible si estamos encarnados, pues es a través de nuestros sentidos que podemos conectar, oler, escuchar, ver la Belleza que continuamente nos rodea, si sólo sabemos Mirar. Lo más importante de esta experiencia es que nos enseña a Esperar, a Respetar, a Honorar los ciclos que ocurren cada día, cada mes, cada año. Esta Luna Nueva en Sagitario es un eclipse solar, pues se forma junto a los Nodos Lunares que están concluyendo su recorrido por el ángulo Géminis-Sagitario, algo que no volverá a ocurrir hasta dentro de 9 años cuando el Nodo Norte entre en Sagitario en Septiembre 2029 y para que vuelva a Géminis, como ha estado ahora, debemos esperar 18 años, hasta Febrero 2039. No hay ninguna posibilidad de acelerar ese ciclo. Debemos esperar. El Nodo Norte entró en Géminis en Mayo 2020 y entrará en Tauro el 19 de Enero 2022.

Todo en nuestro Sistema Solar, en nuestra vida, cumple ciclos, casi, matemáticamente perfectos. El Sol se pone por el Oeste y sale por el Este, hagamos lo que hagamos no podremos cambiar este hecho. La Luna da vuelta al Sol en 29 días desde hace millones de años, el ciclo menstrual de la mujer coincide con ello. Cada planeta tiene su ciclo alrededor del Sol en su propio tiempo también desde hace millones de años y lo seguirán haciendo. Entonces, sí que hay verdades en la que podemos confiar, y que no nos defraudarán. La Astrología nos ayuda a conectar con estos ciclos, a respetarlos y a aprender a Esperar, a Confiar.

Venus a su vez, está haciendo su Retrógrado, que comenzará el 19 de Diciembre para la Luna Llena en Géminis, vale decir, esa es la fecha cuando se detendrá para iniciar su «marcha atrás ilusoria», habiendo ya iniciado su periodo pre-sombra el 17 de Noviembre, para la Luna Llena del mes pasado, que es cuando pasa por el grado hasta donde retrocederá en ese ciclo retrógrado.

Las fechas son estas:

Venus entra en su sombra retrógrada: 17 de noviembre de 2021* 11º Capricornio 36′
Venus trígono Urano: 19 de noviembre
Venus sextil Neptuno [1]: 30 de noviembre
Venus conjunción Plutón [1]: 11 de diciembre* – 25º Capricornio 19′
Venus se vuelve retrógrado a 26° Capricornio: 19 de diciembre – 26º Cap29′
Venus R conjunción Plutón [2]: 25 de diciembre* – 25º Cap 44′
Venus R sextil Neptuno [2]: 5 de enero de 2022
Venus gira directo a 11° Capricornio: 29 de enero – 11º Cap 05′
Venus conjunción Marte: 16 de febrero – 16º Cap 48′
Venus sextil Neptuno [3]: 24 de febrero
Nodo Norte del trígono de Venus: 1 de marzo
Venus conjunción Plutón [3]: 3 de marzo* – 27º Cap 50′

Este planeta retrograda una vez cada 18 meses, unos 542 días, y lo hace por unas 6 semanas. Este es un proceso que nos lleva a internalizar este arquetipos de la Venus-Afrodita, la que todos conocemos como la Diosa de la Belleza, la Seducción. Al internalizar la función de Venus, entramos a meditar sobre la diferencia entre el lado Tauro de Venus, frente al lado Libra de Venus. Hay un enfoque principal en la auto-sostención, la auto-suficiencia, el auto-empoderamiento y el deseo y la necesidad de actualizar nuestra idea o concepto de lo que son las relaciones en nuestra vida.

Por un lado, el enamoramiento y la seducción (Tauro), y la otra, el funcionamiento de la realidad cotidiana de la pareja. (Libra). Me viene a la mente un episodio de la vida de Afrodita (Venus), ya que ella tenía muchos “affairs” pero dos relaciones muy definidas. Su romance eterno con Ares (Marte), quien era su amante, y con quien tuvo los hijos, Armonía (la unificadora) y Eros (Cupido), y su relación con Hefesto, su marido, quien a pesar de ser un artista del metal, era un enano bastante feo y deforme, hijo de Hera, la esposa y hermana de Zeus (Júpiter). Otros hijos de Afrodita y Ares eran Fobos (Miedo)  y Deimos (Terror). Afrodita nunca estuvo enamorada de Hefesto, pero por orden divina se mantiene casada con él, mientras cultiva su amor por Ares a través de innumerables encuentros furtivos a espaldas de su marido, que a menudo viajaba por su trabajo de Herrería a los campos de guerra, encargado de reparar las espadas y los escudos de los soldados. Pero Helios (el Sol) que todo lo ilumina, y lo vé, sabía de las visitas clandestinas de Ares al lecho de Afrodita, y en cierta ocasión se lo cuenta a Hefesto, quien trama un plan para cogerles infraganti. Pretendiendo salir de viaje, procede a tejer una red de oro tan fina, que era invisible pero muy resistente. Se despide de su mujer una noche y en vez de marchar se esconde en el palacio donde vivían, sigilosamente esperando la llegada del amante de su mujer. Con mucha paciencia esperó a que los amantes se encuentren en su lecho de amor y cuando tuvo la oportunidad, lanzó la red invisible sobre los dos amantes y los atrapó en la cama. Cuando Helios comenzó a iluminar la estancia, Hefesto llamó a todos los dioses para poder mostrarles la poca vergüenza de su mujer y del Dios de la Guerra, alegando que ella lo humillaba por sus deformidades. Los dioses se rieron de la habilidad de Hefesto de atraparles en el acto de amor, y como Hefesto era hijo de Hera, la mujer de Zeus, éste tuvo que tomar acción y decidió castigar a los amantes, por el engaño. Convenció al herrero divino de que les deje libres que ellos se encargarían del castigo, pero Ares escapó y Afrodita fué llevada a las aguas sagradas las cuales le devolvían su virginidad y la convertían una vez más en la Diosa absoluta que era. La realidad era que a todos los dioses les hubiese gustado estar atrapados en la cama con la Diosa de la Belleza, pues Ella es irresistible. La verdad es, que si Ella no lo fuese, sería el final de nuestra especie.

Pero esta vez, Venus comienza su Retrógrado en un conjunción con Plutón, que hará 3 veces entre este mes y Marzo 2022. Esto sin duda habla de este mito donde se descubre la infidelidad de la Venus, pero también del Rapto de Persefone, que ya lo he contado mucha veces y todos conocemos. El eterno viaje al Submundo que ocurre cuando nos enamoramos. El fútil deseo de detener el tiempo, para poder quedarnos en estado de enamoramiento hasta el final de nuestra vida, lo que por supuesto es imposible. El inconmensurable dolor que significa ser abandonado, dejado, engañado, es parte de la enseñanza de esta combinación Venus-Plutón. Los amores secretos se revelan, los engaños también. La experiencia de la parte más salvaje de nuestra naturaleza, es también parte de este aspecto, con sus consecuencias que pueden variar entre la mágica unión de dos almas a la auto-desctrucción. Los celos, las guerras de poder, la desesperación de perder al ser amado, ya sea a la muerte física como también al engaño y el abandono. Pocas cosas son más dolorosas que cuando la relación se termina para uno y no para el otro. Algo que evoca no sólo la muerte de la relación sino también de uno mismo, pues eso o esa o ese que éramos con esa persona, ya no volveremos a serlo. Cada combinación vincular, invoca una parte nuestra que no es igual a las otras relaciones. Aunque se repita el patrón vincular, es siempre diferente cuando el «otro/a» cambia.

Venus en Retrógrado y en combinación con Plutón, en definitiva, nos ofrece la oportunidad de Re-visar nuestros propios deseos y patrones vinculares, que pueden estar cambiando, o necesitando cambiar, lo que, dependiendo donde nos encontremos, con pareja, sin ella, en relación con nuestra propia creatividad, con nuestras relaciones en general, con el dinero, con nuestra propia auto-estima, con nuestro concepto de Belleza, nuestros valores más profundos de ética, de Fé en nuestras habilidades, etc. tendrá un significado personal diferente. Afrodita siempre llevaba un paje o al mismo Hermes (la mente, la reflexión) con un espejo donde ella pudiese «reflejarse» en todo momento. La parte Afrodita de nuestra psique hace lo mismo, nos miramos en los escaparates de las tiendas, en los cristales de las ventanas, en cada espejo que pasamos.

Muchas parejas llegarán a un final, muchas otras se re-plantearán la relación. Otros y otras encontrarán una nueva visión de lo que deben hacer con su creatividad y para poner comida sobre la mesa. Venus en Retrógrado en Capricornio nos inspirará, al menos a meditar, a buscar en nuestro interior, que es eso que amamos en nosotros mismos y que no. Nuestra relación con las instituciones entra dentro de este paquete también, muchos sentirán la inspiración de ponerse en una posición más comprometida para ayudar a nuestra sociedad a convertirse en algo más cercano a lo que debería ser. El compromiso social se expresa en Capricornio y Plutón nos dice que si queremos cambiar las cosa debemos adquirir cierto tipo de poder externo o interno para poder hacerlo.

Para el final de Enero 2022, cuando Venus llega a su punto máximo de retrogradación que son los 11º de Capricornio, por donde ya pasó en Noviembre, volverá a formar el trígono con Urano y el sentido de las imposiciones externas nos vuelven más rebeldes y sentimos una vez más la necesidad de romper cadenas y lanzarnos a esa utópica libertad del alma que podemos alcanzar en breves momentos de inspiración divina.

Feliz fin de semana!

ÚLTIMA TERTULIA DEL AÑO : PLUTÓN

Como corresponde para el final del año, terminamos las tertulias con el Señor de Finales y Maestro de los Adiós, Mr Plutón. Este extraordinario arquetipos que nos recuerda que debemos evolucionar y pasar al siguiente capítulo de nuestras vidas, aunque atemorizante, absolutamente necesario para que no nos quedemos viviendo en un «loop» sin salida, que puede ser aún más terrorífico. Profesor indiscutible de Cambios y Despedidas. También tiene un lado positivo y deseable. Descubramos juntos como sobrevivir a Hades.

ESTE SÁBADO 4 DE DICIEMBRE A LAS 18H DE ESPAÑA

Para inscribirse: https://www.astrologiaarquetipica.com/inicio-2/

o escribir a: samdelasnieves@gmail.com